Unión Europea

La normativa europea se orienta hacia la Bioconstrucción: Reglamento sobre Productos de Construcción (RPC) (Cap. 1)

El pasado 24 de abril entró, parcialmente, en vigor el Reglamento (UE) Nº 305/2011 del parlamento europeo y del consejo de 9 de marzo de 2011 por el que se establecen condiciones armonizadas para la comercialización de productos de construcción y se deroga la Directiva 89/106/CEE del Consejo. Comenzamos con este post una serie de entregas comentando su contenido.

 Los artículos actualmente en vigor son los ineludibles para ir adecuando el marco necesario para el desarrollo del mismo y posterior aplicación de la totalidad del Reglamento, por lo que la Directiva 89/106/CEE del Consejo, Directiva Europea de Productos de Construcción (DPC) continua en vigor hasta el 1 de julio de 2013 fecha en la cual entrará en vigor todo el reglamento, artículos del 3 al 28 , 36 al 38, 56 al 63, 65 y 66, así como los anexos I, II, III y V, derogando así la actual citada Directiva. 

El RPC, al igual que la actual Directiva (DPC), establece las condiciones para la introducción en el mercado o comercialización de los productos de construcción y en la mayoría de los aspectos hay una continuidad con lo ya establecido por la Directiva

Al igual que hasta el momento, cuando un uso previsto requiera que los productos de construcción en los Estados miembros cumplan unos niveles mínimos de prestaciones respecto a cualesquiera características esenciales, dichos niveles deben fijarse en las especificaciones técnicas armonizadas. 

Puede descargarse una copia del texto del RPC en el enlace al final del artículo.  

 

Derivado de: Articulo BÍA

Aranzazu Durán Redondo, Asesor Tecnológico. Gabinete Técnico de COAATM

Organismos/Unión Europea

Imprimir